El presente sin resolver


la-anarquista

‘La Anarquista’, una pieza teatral de David Mamet, llega al Lope de Vega bajo la dirección de José Pascual y las actrices Ana Wagener y Magüi Mira.

La obra, estrenada el 4 de diciembre en Teatro Rialto de Brodway, el mismo día que en el Teatro Español, representa todo un escáner de los problemas sociales del presente y aún sin resolver.

De la mano del director José Pascual, la obra no ha dejado de llenar teatros en una gira por diferentes ciudades españolas. Ahora llega al Lope de Vega como la última representación estrenada y escrita.“Es una operación de riesgo porque estamos dando la oportunidad de ver algo que se acaba”, menciona Ana Wagener. A pesar de ser concebida para una sala pequeña, ambas mujeres reconocen que, con una mesa como escenografía y un duelo dialéctico cargado de una fuerza contextual, han podido trasladarlo a otros espacios.

La obra de Mamet, representada en Nueva York pero fácilmente traslada a España, es la última de un largo recorrido profesional. Ha ganado el Premio Pulitzer de Teatro y ha dirigido grandes películas como El cartero siempre llama dos veces. La actriz y directora Magüi Mira lo destaca como “un clásico del siglo XXI”.

La situación se plantea a partir de la liberación condicional una presa política en Estados Unidos frente a una funcionaria de prisiones. Mamet consigue dotar ese escenario de un lugar común y tejer toda la geografía política y social que acontece. Es una obra escrita para mujeres y no es casual, mencionan las actrices, ya que se masca cierta tensión sexual entre ambas y pone de relieve la homosexualidad femenina dentro de un contexto de represión y castigo.

La justicia, la libertad, los ideales y quienes los defiende, es otro punto clave en la función. “Los que asesinan no piden perdón y las víctimas tampoco perdonan. Hay que cumplir la pena y arrepentirse para que te den la pena condicional, pero ¿cómo se sabe si realmente se arrepiente?”, pregunta Magüi en relación a la obra. Ese será el eje entre estas dos mujeres, donde no solo se plantéa un debate de ideas, sino que posee todo un mar de fondo muy emocional.

Una hora y cuarto de espectáculo donde Mamet consigue atrapar la atención del espectador desde el principio, combinando la intriga con el thriller. Todo un teatro de ideas, puro y sencillo, con unos diálogos muy directo sobre un “plano secuencia teatral; sin cortes”, agrega Ana. “Zarandeamos al espectador y éste se deja dentro de ese escape a la cotidianidad”.

“Cuanto más vives, más ves como cambian las cosas y como todo te devuelve al principio”

En ese retorno al origen, en esa búsqueda por la libertad personal e individual dentro de la sociedad, se pone de relieve todo “el sistema y sus averías”. Mamet no juzga ni toma partido dentro de una obra con dos visiones claramente identificadas. Sin embargo, todo el mundo se puede sentir identificado en algún momento concreto de la obra.

Con mucho humor, ya que “forma parte de la vida”, se cuenta la historia donde una presa puede tener más libertad que alguien que está fuera y que se limita a los “burkas políticos y sociales impuestos”.

Magüi también recalca la importancia de esta obra como una pieza universal y atemporal, donde quedan claros ambos polos contradictorios e insertos en las estructuras sociales que “se complementan e incluso necesitan a veces”.

“El anarquismo es actualmente una utopía, pero a través de él puedes mirar el mundo, las taras del mundo y la necesidad de un cambio social”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s